Acerca  |   Glosario  |   Biografías  |   Textos  |   Mapas   |   Estadísticas  |   Imágenes  |   Cronología  |   Actividades  |   Enlaces  


Charles De Gaulle
1890-1970

 


CONTACTA


Biografías - Indice general
Inicios del siglo XX | Primera Guerra Mundial | Entreguerras 1919-1939 | Segunda Guerra Mundial | La Guerra Fría | El Fin de la Guerra Fría


Este oficial francés preconizó en los años 30 la formación de un ejército profesional en el que las divisiones acorazadas de tanques tuvieran un especial protagonismo. El éxito de la guerra relámpago alemana en 1939-1940 demostró el acierto de sus planteamientos.

Nombrado subsecretario de Defensa el 5 de junio de 1940, abandonó Francia al formarse el gabinete presidido por Pétain. El 18 de junio de 1940 pronunció un célebre discurso a través de la BBC británica en la que llamó a los franceses a la resistencia contra la invasión alemana. El 28 de junio, Winston Churchill le reconoció como jefe del movimiento de la Francia Libre. Al carecer de cualquier mandato legal, luchó incansablemente por que Francia fuera reconocida por las fuerzas aliadas como país cobeligerante.

Pese a las reticencias de Roosevelt, finalmente, en octubre de 1944, los aliados reconocieron el Gobierno provisional de la República Francesa que creó tras el desembarco de Normandía en junio de 1940. Aunque Francia no fue invitada a las conferencias de Yalta y Potsdam, la determinación de De Gaulle consiguió que Francia fuera reconocida como potencia vencedora tras la capitulación alemana en mayo de 1945 y que, por consecuencia, obtuviera el rango de miembro permanente del Consejo de Seguridad de la ONU y el derecho a una zona de ocupación de Alemania.

La política exterior de De Gaulle va a estar en adelante impregnada por un fuerte nacionalismo basado en la idea de independencia nacional y de mantenimiento de Francia en el status de gran potencia. Este planteamiento llevó a que él y su partido, la Unión del Pueblo Francés (Rassemblement du Peuple Français; RPF) se manifestara contrario a la división de bloques del mundo, a la partición de Alemania y a la creación de una Comunidad Europea de Defensa (CED) en 1954.

Apartado durante un tiempo de la política, volvió en 1958 como salvador de la difícil situación creada por la guerra de Argelia. Tras desdecirse de sus promesas anteriores, aceptó la independencia argelina en 1962 y llevó una política independiente de Estados Unidos en el Tercer Mundo. Ejemplo de ello fue su discurso en Phnom-Penh en Camboya, crítico con el papel norteamericano en Indochina y Vietnam.

También en Europa intentó llevar una política independiente, marcada por un fuerte nacionalismo de potencia. Su doble negativa al ingreso de Gran Bretaña en la CEE (1963 y 1967), al ver al gobierno de Londres como un mero instrumento de Washington, su viaje a la URSS en 1966 o la salida de Francia de la estructura militar integrada de la OTAN ese mismo año son buenos ejemplos de la política exterior gaullista.